Modalidades del coaching

El coaching, al ser una temática abierta y tratable desde varios puntos de vista, tiene distintas modalidades.

Es bueno conocerlas todas, o casi todas, de manera que se pueda establecer la mejor modalidad en una empresa y/o individuo.

Así, tenemos:

  • Coaching Sistémico: Es el que promueve en el cliente el desarrollo individual. Hace énfasis en un enfoque de procesos de manera que permite distinguir los que motiva a una persona (sus creencias, sus ideas, sus valores, etc.).
  • Coaching Ontológico: Se centra en el lenguaje y, por tanto, el coach ontológico se centrará en el lenguaje, tanto verbal como mental de sus cliente.
  • Coaching Integral: Parte de varios tipos de coaching para hacerlos uno solo (digamos que es una variedad donde encontramos los dos anteriores).
  • Coaching de Vida: Este tipo de coaching se centra en las habilidades personales, en su desarrollo y mejora para obtener metas y objetivos personales.
  • Coaching Ejecutivo: Al contrario que el coaching de vida, éste se centra en las habilidades que consigan objetivos y metas empresariales o en el trabajo.

Vía: Wikipedia.

Artículos Relacionados